Inicio / Suplementación / Mejora tu sistema inmune durante el invierno con la ayuda de suplementos

Mejora tu sistema inmune durante el invierno con la ayuda de suplementos

En invierno es normal que el tiempo sea más frio y húmedo, y esto puede llevar por ejemplo, a la aparición de catarros y gripes.

Estudios muestran que las temperaturas más frías afectan negativamente al sistema inmune.

Por tanto, es muy importante asegurarse de que nuestro sistema inmune funcione correctamente.

Pero, ¿sabes lo que hay que tener en cuenta y lo que puedes hacer para mantenerlo sano?

En este artículo descubrirás la importancia de este sistema, ¡y como puedes protegerlo durante el invierno!

Importancia del sistema inmune

Nuestro sistema inmune es responsable de proteger nuestro cuerpo de enfermedades y situaciones que puedan perjudicarlo.

“El sistema inmune, el cual está hecho de órganos, tejidos, proteínas y células especiales, defiende a las personas de gérmenes y microorganismos todos los días.”

Por lo tanto, está en tu mano protegerlo.

Una forma de hacerlo es aumentando el uso de algunos micro y macronutrientes y simbióticos (de los cuáles forman parte los probióticos).

Los alimentos y los suplementos juegan un papel muy importante y pueden ser tu mejor aliado.

Especialmente los suplementos, los cuáles son una forma más pura y práctica de consumir las dosis recomendadas de macro y micronutrientes.

¡Veamos algunos de los ejemplos que he seleccionado para ti!

Suplementos que te ayudan a mantener sano tu sistema inmune

Vitamina E 

vitamina E - zumub

La vitamina E es una vitamina liposoluble (que nuestro cuerpo absorbe con la presencia de grasa).

Puede encontrarse en semillas, aceite de oliva y frutos secos.

Esta vitamina actúa como antioxidante para nuestro cuerpo, proporcionándonos  protección frente al estrés oxidativo que puede causar daño a nivel celular.

También fortalece nuestro sistema inmune.

“Los mecanismos por los que la vitamina E puede proporcionar esta protección incluyen su función como antioxidante y su rol en procesos anti-inflamatorios (…) y de mejora del sistema inmune.”

La suplementación de esta vitamina se puede realizar consumiendo pequeñas cápsulas con dosis desde 3mg a 15mg.

Vitamin C

vitamina C - zumub

La vitamina C está presente en alimentos como frutas cítricas, fresas, mangos y kiwis, entre otras.

Al igual que la vitamina E, la vitamina C también es antioxidante y protege el sistema inmune.

“La vitamina C contribuye a la defensa inmune apoyando diversas funciones celulares tanto del sistema inmune adaptativo como del innato.”

La dosis diaria recomendada de vitamina C son 100-120 mg para adultos, y como en el caso anterior, se puede consumir a través de alimentos o suplementación.

Vitaminas B (especialmente B6)

vitaminas B - zumub

Las vitaminas B están presentes en alimentos como pescados, carnes, productos lácteos, huevos y legumbres.

La vitamina B6 contribuye a:

  • Una metabolización normal de los macronutrientes, o sea proteínas y carbohidratos
  • Un funcionamiento normal del sistema inmune
  • Reducir la fatiga y el cansancio

Se deben consumir dosis de vitamina B6 de 1.2 – 1.7 mg, aunque su deficiencia en muy rara.

Omega 3

omega 3 - zumub

Los ácidos grasos Omega 3 son grasas poliinsaturadas. Pueden encontrarse en pescados, semillas o frutos secos.

Entre otras funciones, juegan un importante papel en el fortalecimiento del sistema inmune.

A veces nuestra dieta carece de las fuentes suficientes de ácidos grasos omega-3. Para consumir cantidades suficientes para mantenerse sano, los suplementos pueden ser una gran ayuda.

Aunque no existe un valor fijo, la dosis diaria recomendada por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria son 250 mg al día.

Probióticos

probióticos - zumub

En el artículo “Probiotics and immune health” se ofrece la siguiente definición de probióticos:

“(…) microorganismos vivos, que cuando se consumen en las cantidades adecuadas como parte de la alimentación, confieren un (…) beneficio al huésped.”

Las bacterias se consideran a menudo ‘peligrosas’ para el cuerpo, pero no siempre es el caso. Algunas son fundamentales para mantener un sano funcionamiento de nuestro cuerpo.

Estas influyen directamente en nuestra salud intestinal.

Al restaurar una buena salud intestinal, influyen directamente en el adecuado funcionamiento del sistema inmune.

Pueden encontrarse en yogures, leches fermentadas, miso (subproducto de la soja), kombucha o keffir, o consumirse en forma de suplementos.

Minerales

minerales - zumub

El selenio y el zinc son también micronutrientes a tener en cuenta, ya que estos también juegan un papel preventivo en inflamaciones del organismo.

El selenio está presente en grandes cantidades en las nueces de Brasil, granos, semillas, bayas, yemas de huevos, pescados, aves o carnes.

El zinc, por otro lado, tiene una mayor presencia en ostras, mariscos, carnes, pollo, granos integrales y frutos secos.

Además, como en los casos anteriores, todos estos minerales pueden encontrarse en suplementos – solos o combinados, por ejemplo en multivitamínicos.

¡Atención! Las dosis recomendadas son para adultos y pueden variar. ¡Pide a un profesional de la salud que te ayude!

Como mantenerse sano en invierno: conclusión

De esta forma, para evitar comprometer tu bienestar con un sistema inmune que no funcione correctamente, es importante aplicar algunas medidas preventivas.

Estas medidas pueden incluir el consumo de alimentos ricos en vitaminas y minerales y la disminución del consumo de alimentos procesados que pueden perjudicar al cuerpo.

Otras recomendaciones generales son no fumar, practicar ejercicio físico moderado o ligero, mantener un índice de masa corporal sano, dormir entre 7 y 8 horas, evitar el estrés y evitar el alcohol.

 

Comments

La información incluida en este artículo es solo la opinión de los autores.

About Ângela Ferreira

Ângela Ferreira
Dr. Ângela Ferreira es nutricionista (3171N). Se graduó en Ciencias de la Nutrición en la Universidad de Ciencias de la Salud de Gandra, está realizando un Master en Nutrición y Ciencias del Consumidor en la Universidad de Oporto. Actualmente trabaja en Nutrición Deportiva y Nutrición Clínica. Su objetivo es participar activamente para cambiar los hábitos alimenticios de la población y demostrar que comer sano puede ser sencillo y práctico.

Check Also

eating during the bulking phase

5 consejos para tener éxito en la fase de bulking

¿Estás listo para la fase de volumen o bulking? En el mundo del fitness y ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *